Español ES English EN Français FR Deutsch DE Italiano IT Nederlands NL Português PT

Cáncer de piel: síntomas y causas

Cáncer de piel, síntomas y causas
  • 10 de mayo de 2022

El cáncer de piel es una enfermedad que provoca un crecimiento anómalo de las células de la piel. Este tipo de cáncer suele producirse por la exposición de la piel a la luz solar, pero también puede originarse sin ella.

Se conocen 3 tipos de cáncer de piel; el carcinoma basocelular, el carcinoma espinocelular y el melanoma.

Hoy en día se sabe que el riesgo de padecer cáncer de piel se puede reducir o evitar disminuyendo la exposición a los rayos uva (UV).

Gesmedi te recomiendo revisar el estado de tu piel con periodicidad con el fin de detectar a tiempo alguna anomalía o detectar de forma temprana el cáncer de piel y así llevar a cabo un tratamiento exitoso.

Síntomas del cancer de piel

Síntomas del cáncer de piel

El cáncer de piel se da más comúnmente en aquellas zonas de la piel que quedan más expuestas a la luz solar como son; el cabello, labios, la cara, orejas, cuello, brazos y manos.

Cabe destacar que el cáncer de piel no distingue de tonalidades de piel, ya que afecta tanto a personas con tonos más claros y oscuros.

Como hemos comentado anteriormente, existen varios tipos de cáncer de piel. A continuación detallaremos los síntomas de cada uno de ellos.

  • Los signos y síntomas del carcinoma de células basales

Este tipo de cáncer de piel aparece en el cuello o la cara, dos zonas altamente expuestas al sol.

El carcinoma de células basales puede aparecer de estas formas:

Por lo general, los carcinomas de células basales se producen en áreas del cuerpo expuestas al sol, como el cuello o el rostro.

El carcinoma de células basales puede aparecer como:

  • Un bulto perlado, es decir, que puede verse desde la superficie de la piel.
  • Una lesión plana, es decir, similar a una cicatriz.
  • Una úlcera sangrante.
  • Los signos y síntomas del carcinoma espinocelular

Este tipo de cáncer también se produce en zonas muy expuestas al sol, como puede ser la cara, las orejas o las manos. En este caso, el carcinoma espinocelular se da mayormente en personas con la piel más oscura y que no están expuestas al sol.

El carcinoma espinocelular puede aparecer como:

  • Una lesión plana con una superficie con costras.
  • Un nodo rojo.
  • Los signos y síntomas del melanoma

Este tipo de cáncer puede originarse en cualquier parte del cuerpo humano. Dicho cáncer se da con más regularidad en zonas como la cara o el tronco (sobre todo en hombres). En cambio, en las mujeres, el melanoma aparece con más frecuencia en zonas inferiores de las piernas.

El melanoma también se origina en pieles que no han sido expuestas al sol.

El melanoma puede aparecer como:

  • Un lunar que varía su color, tamaño o que sangra.
  • Un tipo de lesión pequeña, cuyo borde es irregular y con un color que puede ser rojo, rosa, blanco, o azul oscuro.
  • Un dolor que pica o arde.
  • Lesiones que pueden darse en las palmas de las manos, plantas de los pies, yemas de los dedos.

  • Los signos y síntomas de otros tipos de cánceres de piel más frecuentes
  • El sarcoma de kaposi: es un tipo de cáncer de piel no muy común ya que tiene lugar en los vasos sanguíneos de la piel y provoca membranas mucosas.

Dicha enfermedad tiene lugar en aquellas personas que tienen su sistema inmunitario muy debilitado, como por ejemplo, las personas con SIDA o aquellas que pierden inmunidad natural al haberse sometido a un trasplante de órganos.

  • El carcinoma de células de Merkel: este tipo de cáncer de piel provoca nódulos consistentes tanto en el interior como en el exterior de la piel. En la mayoría de casos, aparece en zonas como la cabeza, el tronco o el cuello.
  • El carcinoma de glándulas sebáceas: es un cáncer de carácter agresivo y tiene lugar en las glándulas sebáceas de la piel. Estos carcinomas pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo, pero comúnmente se ven en zonas como el párpado.

¿Cuáles son las causas de la aparición del cáncer de piel?

Gesmedi te recuerda que el cáncer de piel aparece cuando se producen mutaciones en el ADN de las propias células del cuerpo. Este tipo de mutaciones provocan un crecimiento masivo de las células y forman masas de células cancerosas.

Para entender cómo se produce el cáncer de piel, hay que tener en cuenta los diferentes tipos de células que tenemos.

La parte superior de la piel se llama epidermis; la cual es una delgada capa que protege las células del cuerpo. Esta capa, la epidermis, está formada por tres modelos de células:

  • Las células escamosas: se localizan debajo de la superficie externa de la piel. Actúa como recubrimiento interno.
  • Las células basales: se encargan de producir nuevas células cutáneas y se ubican justo debajo de las células escamosas.
  • Los melanocitos: son células que fabrican melamina, una sustancia que da el color normal a la piel. Se ubican exactamente en la parte inferior de la epidermis. Este tipo de células fabrican más melanina en aquellos momentos en los que estás más expuesto al Sol, su función es la de proteger las capas más profundas de nuestra piel.

El tipo de cáncer que puedas padecer se determinará en función de dónde comienza en la piel.

Una de las principales causas: la luz ultravioleta

Los rayos uva, que se encuentran en la luz del sol y en las camas solares, son responsables de las mutaciones que se producen en las células de la piel. Pero como mencionamos anteriormente, no estar expuesto a la luz solar también provoca cáncer de piel, como estar expuesto a determinadas sustancias tóxicas o tener una enfermedad (SIDA) que debilita nuestro sistema inmunitario.

¿Cuáles son los factores de riesgo?

Desde Gesmedi queremos darte a conocer todos los posibles factores de riesgo que producen el cáncer de piel:

  • La piel clara: como hemos dicho anteriormente, todas las personas independientemente de su color de piel, pueden padecer cáncer de piel. Pero sí es cierto que tener menos melanina, es decir, menos pigmentación provoca una menor protección de la piel. Aquellas personas con el pelo rubio o pelirrojo, ojos claros son más propensas a quemarse por el sol.
  • Haber tenido quemaduras por el sol de pequeño: si de niño tuviste alguna ampolla por una quemadura de sol, el riesgo de padecer cáncer de piel es mayor.
  • Exponerte demasiado tiempo al sol: para evitarlo lo recomendable es aplicarte protección solar.
  • Los lunares: aquellas personas que tienen multitud de lunares tendrán mayor riesgo de padecer cáncer, sobre todo si son cancerosos.
  • Tener antecedentes de familiares de cáncer de piel: si tus padres o algún hermano padece cáncer de piel, tendrás más posibilidades de padecerlo.
  • Si tienes el sistema inmunitario debilitado: sobre todo aquellas que padecen SIDA o toman medicamentos inmunosupresores al haber sido sometidos a un trasplante de órgano.

Como has podido observar el cáncer de piel es más común de lo que parece y puede padecerse si no se llevan a cabo las medidas de protección oportunas. Gesmedi te recomienda que evites estar expuesto durante mucho tiempo a la luz solar y cuides tu piel.

Responder
1
💬 ¿Necesitas ayuda?
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?