Español ES English EN Français FR Deutsch DE Italiano IT Nederlands NL Português PT

Intolerancias alimentarias: qué son, síntomas y causas

Intolerancias alimentarias
  • 14 de febrero de 2022

La alimentación es uno de los procesos más importantes para el correcto desarrollo y funcionamiento de nuestro organismo.

Por ello, ingerir la cantidad de nutrientes por medio de las raciones equilibradas de comida, es fundamental. Sin embargo, muchas veces este momento puede ser interrumpido por problemas de intolerancia alimentaria.

Cada día son más las personas que sufren de alguna intolerancia alimentaria, lo que las ha llevado a tener un cambio en su dieta, minimizando la cantidad de algunos alimentos o eliminándolos.

 Si crees que puedes estar padeciendo algún tipo de intolerancia alimentaria, aquí te mostramos a detalle cómo identificarla.

Intolerancias alimentarias

¿Qué es la intolerancia alimentaria?

Esta afección puede parecerse a una alergia común, pero tiene sus particularidades que la identifican ante otros tipos de afecciones.

Cuando hablamos de la intolerancia alimentaria, hacemos referencia a la reacción medicamente diferente o extraña que tiene el cuerpo de una persona por la ingesta de un alimento o una parte de éste.

Esta es provocada por algún alimento en especial y produce la creación de anticuerpos en el sistema inmunológico para contrarrestarlo. Sin embargo, a diferencia de las alergias, el proceso de reacción del cuerpo es mucho más lento y menos peligroso.

Síntomas de la intolerancia alimentaria

La intolerancia alimentaria indica la deficiencia que puede tener el organismo para digerir y asimilar un alimento en específico, por lo que el cuerpo buscará la forma de sacarlo.

Estos son algunos de los síntomas más comunes de la intolerancia alimentaria:

  • Náuseas y vómitos
  • Flatulencias o gases
  • Contracciones o retortijones estomacales
  • Dolor de estómago o abdominal
  • Diarrea
  • Irritabilidad
  • Dolor de cabeza

Causas de la intolerancia alimentaria

Las causas de la intolerancia alimentaria son diversas. Sin embargo, podemos destacar las principales:

  1. Liberación de histamina: por causas no alérgicas.
  2. Deficiencia enzimática: causada generalmente por una disfunción en las enzimas que actúan en la asimilación de algunos alimentos.
  3. Deficiencia metabólica: es similar a la enzimática en la que el metabolismo no logra accionar su proceso por algún alimento, normalmente ocurre por problema del metabolismo.
  4. Deficiencia farmacológica: es causada por algunos elementos químicos encontrados en las comidas ingeridas.
  5. Deficiencia alimentaria indeterminada: es el tipo de intolerancia ocasionada por diversos alimentos que no logran identificarse.
También te puede interesar:   Ejercicios para personas sedentarias

Diferencias entre intolerancia y alergia

Generalmente, la intolerancia alimentaria se suele confundir con alergias por algunos de sus síntomas más usuales. Sin embargo, estas dos son muy diferentes:

  • Los síntomas de la intolerancia alimentaria incluyen; vómito, contracciones, flatulencias, dolor abdominal, diarrea y dolor de cabeza. Mientras que los de alergia puede causar: urticaria, opresión de garganta, nauseas, dolor abdominal, ronquera, problemas en la respiración, tos y baja de la presión arterial.
  • Otra diferencia está en los efectos que pueden producir en el organismo. Aunque las dos pueden generar malestares en el cuerpo, las alergias suelen ser de riesgo vital, mientras que las intolerancias no. Además, la acción de las alergias es mucho más rápida.
  • Las alergias por su parte pueden ser suaves y son provocadas por la ingesta de un alimento alérgeno en diversas cantidades y hay que tener cuidado con el riesgo que incluyen. Mientras que, en la intolerancia, se pueden comer pocas cantidades de alimentos no tolerables y producirá diversos efectos.

¿Cuáles son las intolerancias más comunes?

Existen diversos tipos de intolerancia alimentarias que varían en función del organismo de cada persona.  En ese caso, algunas son más recurrentes y están presentes con más cotidianidad que otras.

Las intolerancias alimentarias que se suelen encontrar con más frecuencia son las siguientes:

Intolerancia a la lactosa

Es causada generalmente por la ingesta de productos derivados de la leche. Esta es producida debido al bajo nivel de la enzima lactasa encargada de descomponer y asimilar el azúcar presente en la leche.

El consumo de estos derivados en personas intolerantes a la lactosa puede causar malestares como gases, dolor estomacal y diarrea.

También te puede interesar:   ¿Qué es el gluten? Alimentos que lo contienen

 Sin embargo, los síntomas y las cantidades ingeridas que pueden causar estos padecimientos, pueden variar de acuerdo a cada persona.

Intolerancia al gluten

La intolerancia al gluten va unida al consumo de los derivados del trigo, la cebada, el centeno y en ocasiones también se incluye la avena.

Los síntomas que se producen en las personas que son intolerantes a este tipo de alimentos, van desde inflamación en la mucosa intestinal, que a su vez acarrea diarrea, dolor abdominal, cansancio, pérdida de peso y vómitos.

Este trastorno intestinal es producido cuando el organismo no lograr asimilar el gluten.

En algunos países se conoce como enfermedad celíaca o enteropatía provocada por el gluten y puede afectar a personas desde edad temprana o incluso en edades mayores.

El único método actual que se ha conocido para lograr una mejoría en pacientes que tienen esta intolerancia, es la eliminación del gluten en su dieta alimenticia.

Intolerancia a la fructuosa

Este padecimiento se debe a la baja cantidad de aldolasa B, encargada de la descomposición del azúcar encontrado en las frutas.

Las personas con esta condición deben evitar su ingesta, ya que el cuerpo no logra convertir la azúcar almacenada.

Esto a su vez provoca una disminución en los niveles de azúcar en la sangre e inicia una acumulación en el hígado de sustancias dañinas.

Los síntomas que suelen presentar las personas con intolerancia a la fructosa pueden ser: sueño excesivo, convulsiones, irritabilidad, vómitos, coloración amarilla en la piel o las escleróticas de los ojos (ictericia) y más.

Al igual que las anteriores, los tratamientos más eficaces para este tipo de padecimiento son la eliminación de los alimentos que contengan fructosa.

También te puede interesar:   Ejercicios para personas sedentarias

Intolerancia variada

En este caso entran varios tipos de alimentos como algunas verduras, el chocolate o el vino, debido a que la enzima encargada de asimilar la histamina trabaja de forma deficiente.

Los síntomas que se presentan en este caso son dolor de cabeza, ataques de asma y malestares relacionados con el estómago.

Intolerancia a los aditivos alimentarios

Generalmente, no es muy común este tipo de afección. Sin embargo, suele afectar a un pequeño grupo en los que los aditivos y colorantes suelen causar malestares en el organismo.

Responder
1
💬 ¿Necesitas ayuda?
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?